El hotel Saratoga, en la esquina que forman el Paseo del Prado y la calle Dragones fue uno de los más elegantes y mejor situados de La Habana hasta su pavorosa explosión en la mañana del 6 de mayo de 2022.

El hotel Saratoga en el tiempo

Los antecedentes del hotel Saratoga hay que buscarlos en la penúltima década del siglo XIX, cuando el español Don Gregorio Palacio Pérez construyó, en la equina de Prado y Dragones, un edificio de tres niveles, con establecimientos comerciales en la planta baja y 43 habitaciones destinadas a la renta.

Esta gran casa de huéspedes tenía todas las habitaciones destinadas al alquiler en la planta superior al igual que el comedor, pues el nivel intermedio estaba destinado a cuatro casas de vivienda.

Tras un pleito legal entre el propietario del terreno y los constructores que duró casi una década y que sumió el inmueble en el abandono, fue destinado por completo al negocio de la hostelería con el nombre de hotel Alkazar.

Mientras, el hotel Saratoga original se establecía en una elegante casona colonial en la calle Monte, esquina Aponte, donde luego se instalaría el hotel Isla de Cuba.

No sería hasta el año 1933 que el hotel Saratoga abandonaría su antiguo emplazamiento y se trasladaría al edificio de Prado y Dragones, en el que ha permanecido hasta la actualidad.

La administración realizó numerosas reformas al inmueble y ya en 1935 las guías hoteleras lo señalaban como uno de los hoteles más confortables de La Habana. Esta sería la década en que el hotel Saratoga ganaría fama por sus «aires libres».

Aires libres del hotel Saratoga

Los portales del hotel Saratoga y la amplia acera frente a él formaron parte de lo que en la República se conoció como los «aires libres» del Paseo del Prado.

La calle Dragones vista desde los famosos «aires libres» del hotel Saratoga

Aunque hubo otros «aires libres», como los del desaparecido hotel Pasaje, frente al Capitolio Nacional, ninguno se acercó a la fama y la afluencia de público de los del hotel Saratoga.

En el recodo del hotel Saratoga se dieron cita las mejores bandas y orquestas de los años 30 y 40. En él comenzó su andar por la música cubana la orquesta Anacaona, la primera del país conformada sólo por mujeres. El restaurante del hotel llevaba el nombre de la legendaria orquesta antes de la explosión de mayo de 2022.

El nuevo hotel Saratoga

El Saratoga se mantuvo funcionando como hotel hasta la década de 1960 en que fue intervenido por el gobierno cubano y convertido en un edificio de viviendas que finalmente derivaría en una casa de vecindad.

Hotel Saratoga algunos años antes de su cierre
Portales del hotel Saratoga pocos años antes de su cierre

Con el paso de los años el inmueble acumuló un nivel de deterioro tan elevado que tuvo que ser evacuado. Cuando se decidió por parte de la Oficina del Historiador su restauración los niveles interiores ya eran irrecuperables y sólo se pudo conservar la fachada.

Tras la antigua fachada del viejo Saratoga se erigió el nuevo hotel de 13 niveles (Incluida la cubierta y los dos sótanos en los que se encuentran las áreas de servicios).

Portales del hotel Saratoga hacia el Paseo del Prado (foto de Ruslán Olivares para el grupo Fotos de La Habana)

El hotel Saratoga ha sido llamado por algunos como «el de las ilusiones ópticas», pues a simple vista parece tener pocos niveles, como corresponde a la mayoría de las edificaciones cubanas de la época en que se construyó. Esto sucede por la ingeniosa combinación de la antigua fachada con el moderno edificio que se levantó dentro.

Entre los elementos del viejo hotel que se copiaron y se reprodujeron en el nuevo se encuentra la tradicional marquesina de hierro y vidrio por la que se accedía desde el Paseo del Prado.

Desde su reapertura el hotel Saratoga estuvo pintado siempre en tonalidades de verde y gris con el objetivo de contrastar con el color natural de la carpintería.

Tragedia del hotel Saratoga

Poco antes de las 11:00 am del viernes 6 de mayo de 2022 una potente explosión, como consecuencia de una fuga de gas, provocó serios daños en el hotel Saratoga y varios de los edificios circundantes.

En el momento del accidente el hotel no se encontraba activo, pues se preparaba para reabrir tras haber recibido un mantenimiento general. Sin embargo, sí se encontraban en su interior numerosos trabajadores y personal de apoyo.

El hotel Saratoga destruido por la explosión del 6 de mayo de 2022
El hotel Saratoga destruido por la explosión del 6 de mayo de 2022

La explosión del Saratoga provocó la muerte de 46 personas y decenas de heridos, entre personal del hotel, vecinos del edificio de Prado 609 que se derrumbó parcialmente y transeúntes que iban en ese momento caminando por sus aceras y portales.

Por el número de víctimas, la explosión del hotel Saratoga constituye la segunda mayor tragedia de ese tipo ocurrida en La Habana y en Cuba; por delante del incendio de la Ferretería Isasi y sólo superada por la explosión del vapor francés La Coubre.